Asociación Rural del Paraguay

El porvenir de la patria está en el campo

Más Noticias

ARP expresa su apoyo irrestricto a la Constitución Nacional en la declaración jurada de bienes en la función pública

A través de un comunicado, la ARP sienta postura sobre la necesidad de que todos los funcionarios públicos declaren su patrimonio inicial, bajo fe de juramento, para poder comprobar el día de mañana su honestidad como servidores del Estado.

MARIANO ROQUE ALONSO, (ARP)-- La Asociación Rural del Paraguay (ARP) dio a conocer un comunicado, en la cual expresa su apoyo irrestricto a la Constitución Nacional y las leyes de la República en lo referente a la obligación de que todas las personas que prestan servicios en la función pública se allanen a los términos de la Constitución Nacional y las leyes que determinan la declaración jurada de bienes.

A continuación, compartimos el documento in extenso:

“Perjurio o acción de jurar en falso”

“Fue esto, precisamente, lo que la Asamblea Nacional Constituyente pretendía evitar cuando exigió declaración jurada de bienes y rentas a los funcionarios públicos”.

“La semana pasada el Congreso Nacional sancionó una ley que pretende hacer del deber de decir verdad un simple acto administrativo, a través la cual la declaración de bienes exigida por la Constitución a todo funcionario público (art. 104) no produzca otros efectos que aquellos puramente administrativos. En un lenguaje confuso y deliberadamente equívoco buscan confundir la declaración jurada obligatoria de bienes y rentas impuesta por la Constitución con la prueba testimonial”.

“La Constitución impone a todas las personas que accedan a la función pública la obligación de declarar bajo fe de juramento cuál es su patrimonio al ingresar a la función pública, para compararlo con el que tienen al dejarla. El espíritu de la norma es sancionar el enriquecimiento ilícito, el abuso de poder y uso indebido de influencias para beneficio propio”.

“El intento de los parlamentarios de desnaturalizar la obligación constitucional de declarar bajo fe de juramento; es decir, de declarar juramentadamente con qué patrimonio llegan y con qué patrimonio salen, no es para cumplir con un acto ritual administrativo, sino para poder comprobar el día de mañana si honraron su función”.

“La Corte Suprema de Justicia disponía la publicidad de las declaraciones juradas de los funcionarios públicos, en aras de la trasparencia, en el mismo momento que los diputados sancionaban una ley por la cual pretenden que la misma sea un papel casi sin valor jurídico”.

“Si el Presidente de la República no veta la ley, como la ciudadanía honesta solicita, se cumplirá la sentencia de Lichtenber: “Cuando los que mandan pierden la vergüenza, los que obedecen pierden el respeto””.

“La Asociación Rural del Paraguay acompañará con satisfacción el veto presidencial, porque no puede insinuarse legislativamente el perjurio como modo legal de obrar”.

ASOCIACIÓN RURAL DEL PARAGUAY